4 de julio de 2016

Orden del Hospital de San Juan de Jerusalén - de Chipre - de Rodas - de Malta: Caballeros Hospitalarios o Sanjuanistas. Año 1084



     Bienvenidos iniciados, hoy hablaremos sobre aquellos Hermanos que atendieron a los peregrinos y cruzados dándoles cobijo, comida y cuidados médicos, primero en Tierra Santa y luego en Occidente....(Actualización de entrada anterior).






  • Introducción.

     El primer hospital cerca del Santo Sepulcro fue gracias a un grupo de mercaderes de Amalfi sobre 1048 – 1063; posteriormente construyeron o reconstruyeron, dependiendo del libro consultado, un Monasterio con su Iglesia que tomaron el nombre de Santa María Latina.
     Más tarde, se le añadiría al conjunto un oratorio denominado Santa María Magdalena, y un Monasterio femenino llamado Santa María La Mayor (1102), todo ello bajo permiso del poder musulmán.
     La afluencia de peregrinos provocaría que estos monasterios fueran insuficientes para poder atenderlos, sería en este momento cuando se construyera un nuevo Hospital con una capilla dedicada a San Juan Limosnero o San Juan Bautista.


     

      Todo ello llevado por monjes benedictinos, quienes colocaron como administrador al hermano Gerardo Tum, más conocido como Gerardo el Hospitalario.




  • Aparición de la Orden del Hospital.

     Tras la toma de Jerusalén en 1099, regresaron aquellos monjes benedictinos que fueron expulsados, y sería el momento en el que Gerardo tomaría la decisión de construir un nuevo Hospital más grande y hacerse con la Iglesia de San Juan Bautista.

     El 15 de febrero de 1113, el papa Pascual II con la Bula “Pie postulatio voluntais”, renococe al Hospital como órgano independiente de los benedictinos bajo la protección del papa,entrando dentro del rango de hospicios.
   

       Su función principal sería atender a los peregrinos y cruzados en Tierra Santa, brindándoles comida, servicios médicos y cobijo, más tarde se le añadiría la función militar
  • La Regla.
     Tras la desaparición de los benedictinos, adoptarían la Regla de San Agustín, sin olvidarnos de los votos: Obediencia, Castidad y Pobreza.

    
      La Regla del Hospital sería modificada por su Maestre Raimundo Puy (1120 - 1160), quien añadiría 4 artículos a los 15 ya existentes, también añadir, que con Raimundo adquiere su carácter militar, sin abandonar su función hospitalaria.




     Todas las reglas de las distintas ordenes, debían ser aprobadas por una autoridad eclesiástica, y por último confirmadas por el papa, era igual al reconocimiento de la Orden de manera oficial.
     Entre su Regla, sus artículos hacen referencia al cuidado de los enfermos y peregrinos; tener en cuenta que tales artículos se harían en base a la propia función de la Orden, en este caso asistencial y hospitalaria, añadiéndosele aquellos que hacen referencia al comportamiento, obligaciones y deberes espirituales.

  • Jerarquización.

     Era muy parecida a la Jerarquización de la Orden del Temple, de la que hablé en anteriores entradas, de manera que os dejaré un listado de sus categorías, y hablaré algunos de ellos para que podáis entender sus diferencias :

Maestre Máximo responsable.
Comendador Sustituto del Maestre.
Mariscal Jefe de guerra.
Turcople Fuerzas auxiliares sólo en Tierra Santa.
Almirante Asuntos marítimos.
Hospitalario Funciones caritativas.
Enfermero Enfermería.
Tesorero Finanzas.
Pañero Intendencia.
Prior Conventual Prior Conventual.

  • Hermanos capellanes.
  • Hermanos sargentos.
  • Donados.
  • Cofrades.
  • Fratres ad terminem.
  • Fratres ad succurendum.

  • Maestre o Magister.

     Era la cabeza de la Orden, y máximo responsable de la misma.
     Su Primer Maestre fue Raimundo de Puy en 1125, destacar que Gerardo Tum sólo fue rector o director.
     El Maestre era elegido por los hermanos de la Orden, la elección era igual a la utilizada por el Temple, con el tiempo se modificaría a conveniencia de la propia Orden.


     Formarían parte de la orden desde sus comienzos, era habitual que los miembros de una orden fuesen a sus propios sacerdotes; en Tierra Santa vivían con los demás hermanos laicos, sin embargo, cuando se comienzan a implantar en Occidente, solo se instalan en aquellas capillas dentro de las Casas Principales.

  • Hermanos Sargentos.

     No aparecen hasta 1206 donde se les divide en dos rangos:

  • Hermanos Sargentos de Armas: Eran aquellos que combatían a caballo, bajo el mando del Mariscal.
  • Hermanos Sargentos de Oficio o Labor: Eran los que explotaban los dominios, reparaban armas, encargados de lo pertrechos, ropa.... Se encontraban bajo el mando del Comendador.

  • Donados.

     Se entregaban a sí mismo y sus bienes, a veces a cambio de residir en la Encomienda, tenían derecho a gozar de sus bienes hasta su muerte o la del conyugue, de manera que posteriormente pasarían tales bienes a manos de la Orden.
     Solían llevar el distintivo de la Orden, y tenía derecho a ser enterrados en los cementerios propiedad del Hospital, así como ser protegidos por la Orden.

  • Cofrades.
     Eran personas laicas que llevaban una vida religiosa sin ser monjes.                      Normalmente entraban en el Hospital a cambio de una donación.
  • Fratres ad terminem.
     Fue algo habitual entre las distintas ordenes implantadas en Tierra Santa, el caballero servía por un tiempo determinado, y luego se marchaba; era algo habitual que los Cruzados adoptaran este camino como un tiempo de peregrinación.
  • Fratres ad succuredum.
     El caballero realizaba su voto de ingreso en la orden, sin embargo era aplazado hasta su muerte o vejez.

  • Su Hábito.

    
 En sus comienzos llevarían una capa cerrada sobre la armadura, realmente poco práctica, más tarde sería el papa Inocencio IV quien los autorizara a llevar sobrecota.

     El color de la capa sería el negro, en un principio acogerían la cruz sencilla utilizada por los Cruzados, más tarde adoptarían la Cruz de Malta de color blanca.
     El hábito negro procedía de su filiación benedictina y a su vez influencia de los canónigos agustinos.



  • Admisión y condiciones.

     Los hermanos que formaban parte de las ordenes militares eran mayoritariamente laicos con permiso para combatir, aunque no debemos olvidarnos que los hermanos clérigos también debían formar parte para cubrir los deberes espirituales.

     En el Hospital, a partir de los Estatutos de 1206 se respetaría la condición social con que entrara el principiante hermano:

No consintáis que nadie dentro del Hospital pisa ser armado caballero, a menos que se le hubiera prometido antes de que recibiera el hábito de la Religión del Hospital, y así y todo siempre que tenga la edad requerida para ser caballero, de haber permanecido dentro del siglo. Sin embargo, los hijos de hidalgos que hayan sidos educados dentro de la casa del Hospital pueden convertirse en caballeros estando en la casa cuando alcancen la edad caballeresca, por voluntad del maestre o comendador y con el asentimiento de los hermanos de la casa”. Estatutos de Margat. Art.12. Caballeros de Cristo. Alain Demurger.


     Una condición sin discusión alguna era que la persona que iba a ingresar en la Orden fuese libre: “queremos saber si es usted siervo de algún señor”. Aquella persona que lo ocultara, sería expulsada inmediatamente de la misma.
     Y al igual que en el Temple, debía cumplir una serie de requisitos para poder ser admitido:
  • Debía ser cristiano.
  • No estar excomulgado.
  • No haber formado parte de otra congregación monástica.
  • Estar limpio de lepra, epilepsia o enfermedad contagiosa.
  • No estar inválido.
  • No ser siervo.
  • No estar casado o endeudado.

     El postulante debía someterse a un ritual ante el Capítulo de la Encomienda.
     Normalmente:
  • Se le hace una especie de interrogatorio donde se le pregunta sobre su vocación, situación familiar, social y jurídica.
  • Se le lee la Regla de la Orden.
  • Se le informa sobre los castigos y sanciones a los que puede ser sometido en caso de no cumplir con la Regla o mentir.

     En caso de pasar el interrogatorio, procede a leer sus votos y recibe el manto correspondiente.
     Recordar que los votos son perpetuos, esto significaba que si en algún momento la orden fuese disuelta, debían buscar otra orden para seguir sus votos en ella.

  • Acción Caritativa.

     Una de las misiones de la Orden del Hospital era la caridad, debían practicar la limosna con los pobres, sobretodo aquellos días ligados a festividades dentro del calendario litúrgico.
     Al igual que hiciera el Temple, tras el fallecimiento de un hermano, debían alimentar durante 40 días a un pobre, e incluso entregar la décima parte del pan para los pobres.














Crucero con Cruz de Malta

    Los hospitalarios añadían a esta acción, el echo de acoger en sus propios hospitales a pobres.
     También estaban los propios peregrinos, en ocasiones llegaban enfermos o atacados por ladrones, lo que provocaría una gran número de hospitales llevados por los propios hospitalarios a lo largo de los distintos caminos de peregrinación tanto en Tierra Santa como en la Península Ibérica a través del Camino de Santiago.

     En un texto fechado sobre 1182 – 1187 aparece:
Queda establecido que se fabricarán pequeñas cunas para los bebés de las mujeres peregrinas nacidos en la casa, de modo que puedan dormir separadamente y que el bebé, en su propia cama, no corra peligro al moverse su madre”. Regla de los Hospitalarios. Caballeros de Cristo. Alain Demurger.

     Lo que demuestra la gran labor asistencial que llegarían a desarrollar.
     Llegaron a acoger niños abandonados, contratando a nodrizas para su cuidado, eran denominados “hijos de San Juan”.
     En el caso de los leprosos, ademas de tener que recibir cuidados debían ser aislados, para ellos crearon hospitales especializados.
     Llegaron a organizar personal y pertrechos en casos de catástrofes naturales.
     Para los hermanos ancianos o mutilados, se crearon asilos en Occidente, donde descansaran.

  • Palacio de los Enfermos.
     Los hospitales estaban llevados por caballeros y hermanos sirvientes; contando con personal especializado, y en cada sala del hospital, un maestre asistido por 12 sirvientes se encargaba de su organización y funcionamiento; entre el personal sanitario se encontraban esclavos y médicos judíos asistidos por escribas.

     En Oriente aprenderían nuevas técnicas y medicamentos no conocidos de la mano de los médicos árabes y judíos.
     Entre los cuidados al enfermo se trataba la alimentación, análisis, guardias, medicinas...
     Como ejemplo de Hospital, podemos citar el de Jerusalén: Compuesto por 11 salas, 1 sala para las mujeres, con aproximadamente 1.000 camas, duplicadas en caso de emergencia.
     Añadir que en estos hospitales se atendía a cualquier persona, sin mirar raza, condición social o religión.
     Al final de la Edad Media, la falta de medios, hacía que los hospitales de distintas ordenes tuvieran que cerrar, sin embargo, los Hospitales de Rodas y Malta se mantendrían hasta hoy en día.
  • Sus Nombres Conocidos.

     A lo largo de su existencia, la Orden ha sido conocida por varios nombres, esto fue debido a distintos momentos durante su estancia en Tierra Santa:

     Acre: 1187 – Saladino conquista Jerusalén, los hospitalarios deben refugiarse en Acre.
     Chipre: 1291 – Cae el último reducto Latino de Jerusalén marchándose hacia la isla.
     Rodas: 1130 – Conquistan la isla, momento que se les denomina Caballeros de Rodas.
     1480 – Es asediada por tropas otomanas, terminando con la victoria de los hospitalarios.
    1522 – Sería Solimán quien atacaría Rodas, cayendo en manos otomanas el 25 diciembre.
    1523 – Se firma el Tratado de Capitulación que permitiría la evacuación de Hospitalarios y población el 1 de enero.
    Malta: 1530 – El rey Carlos I les cede la Isla de Malta. Adoptando el nombre de Caballeros de Malta.
     1798 – La entrada de las tropas francesas acabó con el dominio hospitalario.
     1814 – Se otorga la soberanía a Inglaterra con la expulsión de la Orden de la isla.

     Aunque han tenido varios nombres, siempre han sido conocidos como Sanjuanistas u Hospitalarios.



     Hoy día se denomina: Soberana Orden Militar y Hospitalaria de San Juan de Jerusalen, de Rodas y de Malta, encontrándose su sede central en Roma-Italia.
     Su lema:
Tuitio Fidei et ObsequiumPauperum”.
Guarda de la Fe y regalo de los pobres”.

     Realizan tareas asistenciales, sociales y sanitarias.


Bibliografía:
  • Caballeros de Cristo. Alain Demurger.
  • Las Ordenes Militares en España. Congreso de Castellología.2012
  • wikipedia
  • Momentosespañoles.es
  • Ordenes Militares de España. Tikal.

















No hay comentarios:

Publicar un comentario